Menú

Crónicas veraniegas (VII) (Dí­as 14 y 15 de agosto de 2010)

Crónicas veraniegas (VII) (Dí­as 14 y 15 de agosto de 2010)

orduña 4De nuevo amanece nubladito. ¡Sin variación en el frente! He leí­do un rato y escrito alguna cosa. Salgo (son las 11:00) para tomar unas notas en la calle Carnicerí­a. ¡Imposible! ¡Llueve! Me vuelvo a casa un tanto cabreado aunque bien es cierto que poco se puede hacer para mejorarlo. Llega mi madre y me dice que a última hora de la mañana me pase a recoger unos encargos. Parece que ya no chispea. ¡Voy a salir de nuevo! Llama mi hermana y me dice que me espera en la Plaza. Me cambio de ropa y me encamino por Artekale. Son las 13:00. Nos tropezamos con “Iñaki” que, por lo que me dice mi hermana, es cuñado de Javier Cortázar (viejo compañero de Murguí­a n los años sesenta). Vamos al “Belatz Gorri”, pedimos dos txakolí­s y nos sentamos. Un ratito de cháchara. Como está próxima la carnicerí­a nos pasamos por el encargo. Por si “algún dí­a es necesario” nos acercamos, por la calle “Estajeras” a “La Carpa” (un lugar de comidas, mas-menos al aire libre) y preguntamos “cuándo tienen abierto”. Todo este entorno estuvo deshabilitado durante siglos. En realidad fue el exterior de la muralla. Hoy dí­a es una calle por donde se puede transitar muy agradablemente. Aclarado el tema vamos a “La Posada” (bar de gran tradición aunque estos dí­as están de vacaciones). Nos encontramos allí­ con “Javi” (hermano de mi cuñada Marta). Junto con él nos dirigimos a La Plaza por “Calle Nueva”. Pasamos frente a la casa donde nacimos los tres hermanos y que se vendió no hace mucho. Una calle que, hasta finales del siglo pasado, tuvo gran número de labradores y con las vacas y cerdos en las propias casas. ¡Otra historia! Numerosas viviendas han sido totalmente rehabilitadas. Me llama la atención que, desde no hace mucho tiempo, se han tirado algunas y no se han levantado. ¡La crisis!? Mi hermana quiere hacer algunas compras y visitamos un par de comercios. Tras ello, no metemos en el “Balneario” y, sentados, nos tomamos otro par de txacolí­s. ¡Llueve! Bajo paraguas nos vamos a casa atravesando la Plaza. Ella se monta en el coche y se dirige a Delica. Son fiestas en Amurrio y, como mi cuñado es de allí­, bajarán mañana a celebrarlo. La verdad es que estos dí­as hay fiestas en Amurrio Llodio y Bilbao. ¡Demasiado!

La tarde se parece a las anteriores como una cebolla a la otra. Ninguna novedad.

Hoy (15) es fiesta importante en Orduña. ¡No está mal dí­a! A la peculiar devoción a la Virgen de la Antigua, se suma el estar la Parroquia bajo la advocación de la Asunción. ¡Doble motivo! A las 10:00 he subido hasta el Santuario. Misa a las 10:30. La ha presidido el cura-párroco. ¡ígil de cercana!… Unas cien personas… Al finalizar nos recuerda que mañana, dí­a 16, es San Roque y, por tanto, la misa será en la Ermita del Buen Suceso. De paso dice que “hay que llevar chines porque se ha retejado y hay que pagarlo”. Me parece excelente que las cosas se digan con claridad. Me he quedado un ratito, finalizada la misa, contemplando la estructura del Santuario, las pinturas… He recordado a las carmelitas que durante tantos años atendieron todo este espacio. Fueron, primero, los jesuitas; luego las Hijas de la Caridad; les siguieron las clarisas… ¿Cuánto aguantaran las religiosas de la Compañí­a de Marí­a y los Josefinos?… El camino de vuelta ha sido tranquilo. Me he sentado un par de veces para seguir con mi lectura. He saludado, frente a la antigua fábrica de yeso de “Urí­a”, a Máximo Saratxaga. Somos quintos” y sus hermanos (Javi y Ernesto) estudiaron conmigo en Murguí­a. Diré, además, que su tí­o Félix (muerto no hace muchos años) fue sacerdote paúl. Siempre ejerció de “ser de Délica” y, entre las últimas fotografí­as que le llevé, está el “pozo de los caballos”. Lo tení­a como “inicio” en la pantalla de su ordenador. Llego a casa a las 13:30. Me comprometido con mi madre a preparar la “ensalada rusa” y tengo que cumplir. Me ha dejado los “elementos” ya preparados sobre la mesa. Voy haciéndolo mientras veo una de las “carreras de motos”. Como sobra media lata de aceitunas me las zampo acompañadas de un “riojita”. Recuerdo a mis acompañantes habituales en Barakaldo de la “ruta del vidrio” (antes “ruta terapeútica”).

Hemos comido con tranquilidad,  hemos reposado con tranquilidad y me he tomado la tarde con mucha tranquilidad. Entre otras cosas, he visto el partido de Baloncesto “España-Argentina”. El Baloncesto es uno de los deportes “estrella” del Colegio. No puedo evitar recordar a muchas de las personas que han pasado por el club… No ha mucho se juntó la “vieja guardia” para homenajear al amigo Santi (recientemente fallecido). ¡Ahí­ seguimos!…

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios recientes

mayo 2018
L M X J V S D
« Abr    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Archivos