Menú

Hallan en unos zarzales la corona y el manto robados a la Virgen de La Antigua de Orduña

Hallan en unos zarzales la corona y el manto robados a la Virgen de La Antigua de Orduña

asdUn grupo de cazadores localizó el dí­a de Navidad el manto y la corona robadas a la Virgen de La Antigua a comienzos de diciembre en el santuario de Orduña. El Departamento vasco de Seguridad indicó que las piezas estaban «escondidas entre unos zarzales» en la zona de la Barrerilla, encima de la localidad alavesa de Aloria, situada a tan sólo tres kilómetros de Orduña. Según confirmó el párroco de la localidad, José Luis Rodrí­guez, «todo está en aparente buen estado, incluso la corona conserva las piedritas que lleva incrustadas». No obstante, precisó que el crucifijo, otro de los elementos sustraí­dos, ha aparecido doblado y el manto de la Virgen, sucio y húmedo. «Nada que no pueda resolverse con un buen lavado», agregó la misma fuente.

Una dotación de la Ertzaintza entregó el material al párroco de Orduña ayer al mediodí­a, tras examinarlo y recoger todas las pruebas necesarias para intentar esclarecer el delito. José Luis Rodrí­guez se mostró muy contento «por devolver a Orduña lo que le pertenecí­a, y precisamente coincidiendo con la Navidad».

El robo se produjo durante la madrugada del pasado dí­a 2, cuando las históricas puertas de madera de entrada al santuario de La Antigua fueron forzadas para robar la corona y el manto de la Virgen, junto a la corona del Niño Jesús y un crucifijo. Según el párroco, «querí­an dinero, pero al no encontrar nada decidieron llevarse lo que pudieron. Cuando entramos al templo estaban todos los papeles por el suelo y los cajones abiertos». Según fuentes de la investigación, se sospecha que, por la forma en que se llevó a cabo la incursión, los autores pueden pertenecer a un grupo de delincuentes habituales de la zona. Sin embargo, hasta la fecha, la Policí­a no ha conseguido esclarecer quién o quiénes ejecutaron la acción.

Valor «sentimental»

José Luis Rodrí­guez explicó que el material no tiene una traducción económica importante, aunque sí­ sentimental. El manto original de la Virgen se guarda en el Museo Diocesano de Vitoria desde que, hace unos años, se decidió sustituirlo por otros menos valiosos para minimizar los daños en caso de robo. Una prevención oportuna, a la vista de los acontecimientos.

El manto ahora recuperado es uno de color verde regalado a La Antigua por los requetés orduñeses entre 1939 y 1940, «uno de los de menor valor» de la colección que sirve para vestir a la Virgen durante todo el año. El Museo Diocesano también custodia la corona auténtica, considerada de «alta protección» y valorada en medio millón de euros. Por eso cada “˜Ochomayo’ la Policí­a foral de ílava custodia desde Vitoria las piezas originales y las vigila durante todas las horas que dura la romerí­a y la misa del dí­a grande de las fiestas de Orduña.

Tomado de www.elcorreo.com

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios recientes

mayo 2018
L M X J V S D
« Abr    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Archivos